Denuncia penal contra el Diputado Pereyra

La dirigencia de la Coalición Cívica-ARI de Córdoba presentó hoy una denuncia penal en contra del diputado nacional (Concertación Forja), Juan Manuel Pereyra y en contra de su hija, Gloria Pereyra, la intendenta de la localidad cordobesa de Villa Dolores, sucesora de su padre en esa función, por los delitos de «enriquecimiento ilícito e incumplimiento de los deberes de funcionario público», informaron fuentes de ese espacio político.
La denuncia fue presentada por el presidente de la Coalición Cívica ARI Córdoba, Gregorio Hernández Maqueda, ante la Unidad Judicial de Villa Dolores, localidad del departamento San Javier ubicada en la zona de traslasierra de la provincia.
De acuerdo a los hechos que se observan en el texto de la denuncia, el delito de «incumplimiento de los deberes de funcionario público» alcanza al el diputado nacional y a su hija por el aparente «ocultamiento de la información pública durante las intendencias de ambos”, que tienen que ver con “contrataciones públicas llevadas a cabo por la Municipalidad con sociedades conformadas por amigos y familiares de los funcionarios”.
En tanto la acusación por «enriquecimiento ilícito» es solamente para el legislador nacional alineado con la estructura política del kirchnerismo.
Las “contrataciones sospechosas”, según el escrito judicial, vinculan al municipio con sociedades conformadas por amigos y parientes de los denunciados por sumas millonarias que nunca antes habían facturado, y que en algunos casos, los contratistas eran monotributistas de la categoría más baja.
Y, siempre según las fuentes, se denunció que la mayoría de las contrataciones para la ejecución de la obra pública que ejecuta la actual intendenta se concretaban con los mismos proveedores con los cuales lo hizo su padre en los mandatos anteriores, sin licitación, sino por contratación directa, y sin brindar informes ni especificaciones de dichas obras.
En cuanto al delito de «enriquecimiento ilícito» se menciona que Pereyra fue intendente de Villa Dolores entre 1991 y 1997, luego senador provincial hasta 2001, y nuevamente intendente por dos períodos entre 2007 y 2015 para luego asumir como diputado nacional en 2015.
En ese período de la función pública, que abarca 27 años, incrementó su patrimonio con múltiples bienes que, en algunos casos están a su nombre y que en otros a nombre de otras personas que, según sostuvo en la denuncia Hernández Maqueda, serían productos de los “vínculos espurios” con el ex ministro de Planificación Federal, Julio De Vido.