Michetti busca inversiones para la Argentina

La vicepresidenta Gabriela Michetti fue recibida por el rey de Arabia Saudita, Salman bin Abdulaniz-Al-Saud, quien le garantizó inversiones en energía, una de las mayores necesidades de Argentina.

La reunión fue en el imponente palacio real saudí, donde la vicepresidenta llegó acompañada del secretario de política económica, Pedro Lacoste; el director de Relaciones Internacionales del Senado, José Ortiz Amaya; el embajador Sergio Cedra y el subsecretario de Comercio Exterior, Shunko Rojas.
Michetti presentó al gobierno de Mauricio Macri como un cambio de rumbo de Argentina y garantizó seguridad jurídica para las inversiones.
El monarca, por su parte, prometió capitales en comercio e industria pero sobre todo en energía, la principal fuente de recursos de su país.
“Arabia tiene experiencia en la explotación de hidrocarburos y es necesario que trabajemos juntos”, había manifestado Michetti en una entrevista a medios árabes.
También se habló de otras apuestas económicas en Argentina como la que lleva a cabo la láctea Almarai en San Luis, donde planea sembrar hasta 17 mil hectáreas de alfalfa para abastecer a sus vacas lecheras. Ante la caída estrepitosa de los precios del petróleo, el mayor desafío de Arabia Saudita es diversificar su matriz energética y crear mecanismos alternativos para generar agua, en un país donde la lluvia puede demorarse seis meses en llegar.
Además de hablar algunas palabras en español, que aprendió por sus veranos en Marbella, Salman bin Abdulaniz-Al-Saud celebró el inicio de la obra civil del reactor nuclear de baja potencia que el Ministerio de Ciencia y Técnología desarrolló junto al Invap, la empresa de tecnología situada en Río Negro