Neuquén: Incremento de la producción petrolera

En poco más de una semana la empresa Oldelval comenzará a llenar de petróleo el oleoducto que une el yacimiento Loma Campana (YPF) con la estación de rebombeo Lago Pellegrini.

La obra, -un ducto de 88 kilómetros que permitirá triplicar la evacuación y transporte de crudo no convencional- esta a cargo de Pecom Servicios de Energía, que tuvo un costo cercano a los 90 millones de dólares aportados por YPF (85%) y Tecpetrol (15%), ya debía estar en proceso de llenado pero algunos retrasos imprevistos demoraron la entrega al consorcio de operadoras.

Ya hacen pruebas en nuevo oleoducto para Vaca Muerta. Por lo pronto, y a la espera de que termine la etapa de revisión, la empresa de misdtream ya tiene personal en la PTC (Planta de Tratamiento de Crudo) de Loma Campana, que será cabecera del ducto.

La clave del Oleoducto es que podrán evacuar la producción de crudo que estaba por tocar los límites de los sistemas de evacuación. Si bien dentro de los planes de desarrollo de la compañía estaba previsto que la infraestructura acompañara el ramp up (un aumento de producción que anticipa la demanda) petrolero de Loma Campana, estaba claro que habría serios problemas hacia fin de año si no se concluía con el ducto.

En un principio YPF tiene previsto inyectar entre 15 y 16 mil m3/d de petróleo.

El sistema actual tiene una capacidad máxima de 10 mil m3/d, que en el transcurso de este año sería superada ya que la idea es sumar la producción de La Amarga Chica (sociedad con Petronas) y Bandurria Sur (sociedad con Schlumberger).

Hoy la producción de los principales proyectos de shale oil de YPF son transportados desde la PTC de Loma Campana hasta Planta Centenario, con destino al oleoducto troncal operado por Oldelval.