Pichetto y Asseff en videoconferencia: “Con decisiones como la de Vicentin se ahuyentan inversiones”

Alberto Asseff, Diputado de Juntos por el Cambio y titular del Partido UNIR, y Miguel Ángel Pichetto, realizaron una reunión virtual vía plataforma ZOOM en la que analizaron la coyuntura política de la actualidad argentina. Con la sala colmada por 300 asistentes, el partido Unir comunicó que para los próximos encuentros contratará el servicio con un límite de mil personas ya que esta vez no pidieron ingresar a la videoconferencia más de 400 personas.

El encargado de abrir fue el anfitrión, Alberto Asseff quien se mostró preocupado por la situación de la empresa agroexportadora Vicentín y su posible expropiación. Al respecto Asseff dijo que “el gobierno avanza raudamente al pasado a pesar de que mayoría de los argentinos no quiere eso. Los pueblos aspiran a tener futuro, mientras el gobierno parece regocijarse con la incertidumbre, solo preocupado por asegurar la impunidad”.

Explicó que los índices de aprobación del Presidente Fernández vienen en caída y eso sucede porque la sociedad se ve muy insatisfecha con el manejo de la administración.

Llamó a reforzar “la vocación por el cambio y unir voluntades organizadas para trabajar de cara al año próximo, junto a Pichetto. El 21 es crucial y el 23 será el cambio de rumbo. En vez de seguir sembrando pobreza, serán los tiempos de volver a aquella Argentina que distribuía prosperidad a partir de un fenomenal ascenso social”.

Por último se refirió a la “actitud de improvisación espantosa” que hay en el gobierno y lo graficó con una reunión que (el ministro de economía) Guzman tuvo con un empresario a quien le preguntó displicente “¿que pasa si la Argentina  entra en default?”.

Al terminar su presentación, dio paso al ex senador Miguel Ángel Pichetto quien retomó la posta del tema económico y haciendo propias las palabras de Asseff dijo que “hay datos desalentadores de la economía”.

Para seguir refiendose a la empresa agroexportadora Vicentín y su posible expropiación. Pichetto explicó que “esta empresa, como todas las de estado tendrá mucho déficit debido a la entrada de personal político, y perderá frente a las privadas”.

Consultado sobre la reacción de la sociedad al respecto de la maniobra del gobierno, Pichetto dijo que “el gobierno de Santa Fe debe estar muy preocupado porque su electorado trabaja principalmente con la agroindustria” y luego lamentó que el presidente siguiera adelante con la medida que lesiona seguridad jurídica del país y desalienta la inversión.

Al respecto el rionegrino explicó: “había concurso preventivo, plazos no vencidos y podían hacer una propuesta. Esto todavía no había ocurrido, además había gestiones de sectores privados por la empresa. Este proceso fue interrumpido y el gobierno puso por decreto un interventor, cuando el único que puede declarar un interventor es el juez del concurso”.

Pichetto dijo que detrás de esta idea intervencionista está el objetivo de “apoderarse de una caja en dólares de 4 mil millones”, pero que a cambio abre el interrogante sobre quien querrá invertir en nuestro país en el futuro. Y lamentó que solo vendrán inversiones de “carácter especulativo y no mas que eso”.

Por lo que “hay que estar atento y tener una voz clara en la defensa en el congreso”. Al respecto evaluó que “es un tema central y puede signar el futuro del gobierno”. Por lo que la oposición debe abroquelarse en el congreso y pedir que la estatización  no se lleve adelante.

Lo mismo vale para la ley de alquileres de la que dijo que “abre la puerta a situaciones complicadas porque se quita motivación en la inversión en ladrillo, que es una forma de ahorro en la Argentina”.

Para luego tocar el tema de la reforma judicial que explicó que “vemos manifestaciones públicas” del gobierno con la idea de ampliar la corte o ampliar justicia de primera instancia. “La vicepresidenta tiene la agenda y son temas que le preocupan y en realidad nos preocupan a todos ya que la idea no parece mejorar la Justicia sino controlarla”.

>>>UNIR
Pichetto pidió “recuperar espacios en diputados” y lanzó un mensaje de unidad “Estamos trabajando con UNIR y Alberto para formar un espacio importante, hay que lograr que Unir se siente a la mesa de Juntos por el Cambio reforzado u ampliado”. Tanto él como el Diputado Asseff recalcaron que el espacio de Juntos por el Cambio es el 41 % y que la oposición para lograr su objetivo de ser mayoría debe mantenerse unida.

Posteriormente el ex senador fue consultado sobre su posible designación en la Auditoria General de la Nación. Al respecto Pichetto recordó que “no voy por decisión del oficialismo sino en representación de la oposición” y recalcó que pretende sumar al partido UNIR a la decisión de los presidentes de bloques opositores que lo propusieron para el cargo.

El ex senador amplió diciendo que “los ciudadanos han estado por encima de los dirigentes” y recordó los cacerolazos ocurridos por la liberación de delincuentes peligrosos y el último por la expropiación de Vicentín.

Sobre los cacerolazos dijo que “sirven, porque traen consecuencias”. “La reacción popular que es un reaseguro para que no se rompa el sistema. Argentina es una sociedad de clase media liberal, que quiere una economía abierta, respetuosa de la ley y de las libertades individuales.

Por último tuvo conceptos sobre las posibles maniobras de la AFI, de las cuales dijo “responde a una ofensiva. Se busca ponerlo a Macri en situación complicada en el plano judicial” y pidió que “los ex funcionarios salgan a defenderse”, porque el “el ex presidente no es responsable por las acciones de sus subordinados”.

“Yo no creo que este involucrado en escuchas” cerró y agregó que “lo mismo sucede con la denuncia sobre lavado de activos, fuga de capitales y endeudamiento con el FMI”. Para Pichetto “los ex funcionarios del gobierno de Mauricio Macri deben salir a dar la cara y defender su gobierno, porque si no se instala el relato kirchnerista”.