Y dicen que…

Ricardo Alfonsín, encabeza la resistencia y elaboran un documento crítico sobre el devenir de la alianza “Cambiemos” tanto a nivel nacional como provincial, de cara a la jornada partidaria a desarrollarse en Córdoba el fin de semana.

El propio diputado nacional Ricardo Alfonsín resumió la situación en declaraciones que advertían que si es para decir “todo que sí” prefiere “no ser candidato”. Pero el vocero de la posición crítica bonaerense que empieza a encontrar aliados en otros puntos del país es el dirigente de Avellaneda Juan Manuel Casella, delegado nacional de la UCR bonaerense.

 En declaraciones expresadas en los últimos días, Casella viene advirtiendo por el “peligro de extinción” de la UCR y sosteniendo una postura tajante en contra de la lista única. Ese es un punto clave de la posición rebelde, que tiene como gesto práctico el reclamo para dirimir las candidaturas en PASO con competencia por partidos que conforman la Alianza Cambiemos, algo que en el PRO desde ya descartan.

Está claro que las tensiones en el radicalismo en la previa a la cumbre que comenzará este viernes en Córdoba, van en aumento. Los rebeldes referenciados en el “ricardismo” pretenden llegar a la jornada para plantear la discusión política respecto de la marcha y la relación con el gobierno del partido, algo que no está dentro del programa de actividades que planificó el Comité Nacional que conduce José Corral.

En definitiva lo que se busca es apurar los tiempos del posicionamiento que la fuerza política definirá el próximo 3 de abril en la ciudad de La Plata, cuando se desarrolle la Convención Nacional.